Comparte
Patricia García, autora del blog.

¿Por qué te decidiste a iniciar el blog?
Porque tengo alrededor a mucha gente excepcional. Excepcional y desapercibida. Gente que se dedica a explicar qué sucede y qué nos preocupa, movida por su vocación de servicio, pero cuya historia personal se desconoce. ¿Por qué no darle la vuelta a esto? ¿Por qué no contar la historia de los que cuentan las historias? Por una vez, pensé, que sean noticia quienes las dan. Porque ellos también se merecen ser protagonistas. Los une su pasión por la Comunicación y su espíritu de sacrificio. En mi gremio, tan denostado a veces, hay mujeres y hombres gigantes por su calidad humana y sus valores.

¿Cuál es el propósito del blog?
Rendirles homenaje a todos ellos. Es mi humilde tributo a tantos compañeros y colegas del Periodismo a los que admiro. Con algunos he tenido el gusto de trabajar. Ellos me han padecido, pero yo, sin duda, he salido ganando. Son la voz que acompaña por la mañana en el coche de camino al trabajo; la reportera al pie del cañón en la puerta del hospital en plena pandemia; el autor de la foto de portada del periódico… Y, a la vez, siempre serán aquellos chavales que escribían en la revista del instituto, que dejaron su pueblo para estudiar una carrera que, en muchos casos, no era la soñada por sus padres para ellos…

¿Alguna experiencia o anécdota destacable como blogger?
Muchas y muy reconfortantes. Nada más bonito para mí que alguien que empieza en este sector me contacte para decirme que el blog le anima a seguir, que se ve reflejado en él. Y yo no hago nada: sólo me ajusto al testimonio de alguien que ama lo que hace. El paro, la inestabilidad laboral, los bajos sueldos acechan a los principiantes en la Comunicación (y a los que no lo son tanto). Pero la vocación es un veneno y, a veces, hasta el antídoto. Y, por otro lado, ¡me estoy enterando de cada capítulo…! No me puedo divertir más… Y no puedo guardar mejor el off the record, claro.

¿Qué esperas del blog en el futuro?
En primer lugar, hacer bueno y darle todo su sentido al nombre del blog: “Ponme ahí… una vocación” alude al muy sevillano “ponme ahí dos cervecitas” que decimos en la barra de un bar. Cada post comienza con un brindis, con una charla entre colegas pertinentemente regada. Es un repasar la vida entre amigos. Es diversión. Así que espero que la COVID-19 nos de permiso para ello. Durante el estado de alarma, los encuentros mutaron en videollamadas. Y al otro lado del teléfono tuve a trabajadores calificados como “esenciales”. El blog cobró aún más sentido para mí. Por encima de todo, espero seguir contando con la complicidad de los entrevistados.

¿Cómo es la persona que hay detrás de este blog?
Muy afortunada. Detrás de cada semblanza hay un striptease de su protagonista, con sus anhelos, miedos y las aspiraciones que quedaron arrumbadas. Contar con la confianza de mis compañeros, -a algunos los estoy tratando por primera vez con este proyecto-, es el mayor regalo para mí. Y no se me da mal escuchar.

¿Qué dirías a los bloggers que empiezan?
Pues considerándome una novata más, les dirían a mis iguales que tuvieran en su radar a Julián Macías, mi alter ego en el blog. Casi dos metros de gracia gaditana y, lo más pertinente aquí, uno de los mejores profesionales con los que me he cruzado. Mi amigo es Social Media y es un facilitador nato. Lo prescribiría dos veces al día y en altas dosis: http://www.julianmacias.com/

Comentarios: solo uno

  1. 1.- Valeria  Publicado el día

    Patricia es tan maravillosa por escrito, audio o visual, es un placer escucharla o leerla, desprende calidad humana y gran profesionalidad.
    Me encanta su blog!

    1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1 votes, average: 5,00 out of 5)
    Cargando…

Escribe tu comentario

Al usar este formulario accedes al almacenamiento y gestión de tus datos por parte de esta web: Política de privacidad