Hoy entrevistamos al equipo de Farrapos e Contos, una marca de ropa orgánica y sostenible nacida en Galicia que tiene muchas cosas que contarnos.

Háblanos un poco de ti ¿A qué se dedica farrapos e contos?
Farrapos e contos, en una frase, es una marca de ropa ecológica y reciclada que tiene una característica muy especial, y es que cuenta cuentos.
Detrás de todo esto hay un trasfondo mucho mayor en forma de movimiento social, lúdico, solidario y medio ambiental, ya que hemos tratado de hacer una empresa completamente circular.
Definirme a mí misma en una franse me cuesta un poquito más… lo fundamental es que me llamo Natalia, soy gallega y nací en el 85. Por dentro… ¡pues soy bastante Farrapos! jajaja.. escribo los cuentos que me inquietan y ayudan a mí misma, me gusta trabajar con las manos, exprimir las ideas y aportar a los demás para crecer yo misma.

¿Por qué decidiste iniciar este proyecto?
En 2014 hice un voluntariado en Perú. Todos somos conscientes de lo que pasa en otras partes del mundo, pero sentirlo y vivirlo cambia la percepción.
Yo tenía claro que ayudar a otras personas me hacía sentir viva, y también que quería un trabajo del que sentirme orgullosa, así que traté de englobar todas las cosas que sabía hacer con todas las cosas que quería hacer… y 4 años más tarde nació Farrapos e contos.

Describe una de las mejores/peores situaciones profesionales que hayas tenido. ¿Qué la hizo diferente?
Mmmm.. creo que la mejor y la peor son la misma, y además es un reto diario: reinventarme.
Antes escuchaba a los autónom@s y emprendedor@s que trabajar para sí mismos es lo mejor y lo peor que habían hecho en sus vidas, y hoy los entiendo perfectamente.
La incertidumbre es tan dura como el subidón de conseguir vencerla un día más, y en mi caso lo siento multiplicado porque el sector textil está totalmente industrializado y poco valorado por el hecho de estar tan externalizado (no vemos cómo se produce, no nos importa lo que cuesta ni las consecuencias).
Además de esto… personalmente llevo muy mal el hablar en público, y cada vez que tengo que exponer el proyecto delante de personas se mueven millones de emociones por dentro. Hace unos días tuve la oportunidad de ser elegida para exponer en un evento para emprendedores en Pontevedra, y la verdad que me cuesta explicar todo lo que me tiembla la voz y el cuerpo en esos momentos. Las palabras no salen como deberían y … al final te quedas con el orgullo de haberte enfrentado a ese miedo y con un montón de palabras bonitas por parte de quien te escucha. Esa es la gasolina.

¿Cómo te ves dentro de diez años?
¡No tengo ni idea! Espero que trabajando para mí misma y de la forma que me llene en ese momento.
Cuando empecé con Farrapos e contos lo hice a 5 años vista porque era consciente de que las grandes empresas iban a tirar hacia lo que ellas consideran sostenible, y se hará más complicado diferenciarse si continúa la desinformación. Estoy trabajando en 3 proyectos a la vez para estar preparada a abrazar todo lo que venga.

¿Crees que un blog le aporta valor a una empresa? ¿Cómo?
Pues no me esperaba esta pregunta y creo que tiene mucha relación con la respuesta anterior. Creo que los blogs son sinónimos de información, y eso tiene un valor espectacular.
También creo que es necesario enfocarse, porque al mismo tiempo que hay falta de información en un sentido, hay mucha sobre información en el contrario, y es complicado apartar todo lo que no aporta para encontrar lo que sí lo hace.
Si nos vamos a lo puramente estratégico, un blog con buen contenido ayuda a posicionarse en la red a medio/largo plazo, genera autoridad de cara a los lectores y además hace más accesible conocer el sector al que pertenece.

Si le pidiera a la persona más cercana a ti que te describiera en una palabra, ¿cuál sería y por qué?
Pues por no inventarme la respuesta, lo he preguntado y esto es lo que me han dicho: «En lo laboral eres una persona comprometida, porque no dejas las cosas a medias y tratas de hacer todo lo que está en tu mano. En lo personal… ¡buena!, porque siempre tratas de ayudar a los demás. Eres muchas más cosas, pero creo que eso es lo que más sobresale de ti!.
¡Prometo que no he pagado por este comentario! jajaja.

¿Qué consejos le darías a las futuras personas que se inicien en un modelo de negocio similar al tuyo?
¡Uf! Creo que todavía no estoy en posición de aconsejar a nadie, pero desde la postura en la que estoy ahora le diría que no se rinda… que no tire la toalla. Y antes de esto, que tenga un porqué. Si tienes un motivo por el que hacer algo, siempre vas a tener fuerzas más allá de ti, y de verdad que las fuerzas fallan muchas veces, al menos en los comienzos, que es de lo que puedo hablar en este momento.

Escribe tu comentario

Al usar este formulario accedes al almacenamiento y gestión de tus datos por parte de esta web: Política de privacidad