¿Por qué te decidiste a iniciar el blog?
La idea fue publicar mis textos en un solo lugar, necesitaba contar al mundo algo que no sabía en un primer momento que era, a medida que fue pasando me fui dando cuenta que la gente se sumaba opinando sobre los temas de amor y así empecé a sumar textos.

¿Cuál es el propósito del blog?
Más allá de las narices nació como algo que después viró hacia otro lado. Ahora respondería que la gente se sienta identificada con lo que escribo, busco historias y de esas historias hacer un relato que a otros les sirva para despojarse de los problemas que son habituales.

¿Alguna experiencia o anécdota destacable como blogger?
Una vez una chica me escribió que se sintió identificada y saco fuerzas para terminar con una relación tóxica. Eso me sirvió para escribir un texto que se llamaba “no dejemos serenatas sin tocar”
Otra situación fue escribirme una carta a mí mismo que después se viralizó y que muchos hicieron suya.

¿Qué esperas del blog en el futuro?
Que la gente se sume, que me cuente cosas para seguir contando. Que busquemos la conciencia global empezando por lo particular.

¿Cómo es la persona que hay detrás de este blog?
Creo que esa definición está en el sitio, alguna vez me pregunte que quería que la gente que entrara supiera de mí y escribí: “Soy el que tiene la fea costumbre de decir lo que siente, intentando buscar siempre lo complicado…me decidí a buscar lo que nadie busca…a ser intermediario entre lo que es y lo que debe ser…tratando de explicar a cada paso…porque son tan pocas las personas que ven más allá de su propia nariz.
Por momentos soy un payaso pero que cada vez está más cerca de ver caer el telón…para afrontar la vida de otra manera…

¿Qué dirías a los bloggers que empiezan?
Que sean constantes, que busquen en la creatividad la diferencia. Que siempre hay una o muchas personas buscando encontrar ese blog.

Escribe tu comentario

Al usar este formulario accedes al almacenamiento y gestión de tus datos por parte de esta web: Política de privacidad